Noticias


Los hoteleros valencianos prevén una Semana Santa "similar a la normalidad"

31 Marzo 2022

La totalidad de la planta hotelera de la comunidad autónoma estará abierta

A falta de dos semanas para una de las citas turísticas más importantes del calendario, la Semana Santa, los hoteles de la Comunidad Valenciana lanzan unas previsiones muy optimistas. Tanto es así, que los hoteleros hablan de que, después de dos años de debacle por la pandemia, se podrá volver a vivir una Semana Santa "similar a la normalidad" de 2019. Se trata de unas previsiones muy alentadoras que coinciden de lleno con las que maneja CEHAT para toda España.

"Se esperan ocupaciones similares a la normalidad", aunque pendientes de que se confirmen una buena climatología que empujaría las reservas de última hora. Son los vaticinios de la Asociación Empresarial Hotelera y Turística de la Comunidad Valenciana (HOSBEC), que fundamenta estas previsiones positivas en el factor internacional, que "se revela como clave", al continuar con un crecimiento de los turistas extranjeros que representan ya el 50% de la cuota de las pernoctaciones.

El presidente de HOSBEC, Toni Mayor, asegura que "si se confirman las previsiones adelantadas de tiempo seco y soleado, se podrían alcanzar niveles de ocupación hotelera similares a los de 2019, última Semana Santa de la normalidad".

Desde HOSBEC argumentan que "esta será la primera gran cita del turismo una vez que la pandemia ha pasado a una fase de estabilización y aunque el nivel de contagios permanece alto todavía, lo cierto es que ha bajado y mucho la presión del sistema sanitario que es lo verdaderamente preocupante".

Toni Mayor añade que "los consumidores españoles y europeos están en una nueva etapa de afrontar la pandemia y no se espera ninguna restricción ni cambios en la movilidad ni en los viajes que pueda afectar de nuevo al sector turístico".

Aun así, el sector hotelero y del alojamiento turístico no baja la guardia y se preparan ya los protocolos de actuación de acuerdo a las nuevas normas dictadas por el Ministerio de Sanidad para turistas que pudieran resultar positivos por la COVID-19 y se exigirá el uso de la mascarilla en todos los interiores de hotel, como viene siendo habitual desde el inicio de la pandemia.

"Como hemos mantenido desde el principio, la actividad turística no es un factor de riesgo adicional para el coronavirus y así lo han entendido tanto los consumidores como las autoridades", recuerdan los hoteleros valencianos.

El empuje del turismo internacional

Lo que tienen claro desde HOSBEC es que en esta reactivación turística "vuelve a ser fundamental el empuje que está teniendo el turismo internacional". Acumula ya una cuota de mercado que oscila entre el 55% en Benidorm, del 50% en Costa Blanca y Valencia y del 20% en Castellón. "Va a ser el factor diferencial que permita la consolidación de la recuperación", insiste la patronal.

Los británicos vuelven a ser líderes en el mercado internacional, con el 42,5% de cuota en Benidorm, lo que confirma las buenas perspectivas al alza de la tendencia de este mercado fundamental para el destino alicantino.

La ocupación hotelera durante la pasada semana alcanza ya puntas durante el fin de semana de entre el 65 y el 70%, con buenas perspectivas ya de mejores datos para estas semanas previas en las que ya mejora sustancialmente la previsión meteorológica, después de dos semanas de fenómenos adversos con lluvias intensas, aunque los hoteleros no olvidan tampoco su lado positivo. "Se aleja el fantasma de la sequía para los próximos meses en la Comunidad Valenciana", celebran.

La apertura de hoteles sigue el curso previsto y para la Semana Santa prácticamente estará abierta la totalidad de la planta hotelera. Sólo permanecerán cerrados algunos hoteles de cadenas muy puntuales, y todos aquellos que todavía están en obras de reforma y renovación de sus instalaciones.